La comunicación a través de la vestimenta

Una buena comunicación es la clave para transmitir al mercado y a nuestros clientes qué somos, fortaleciendo la marca y facilitando la venta de nuestros productos o servicios. Podemos hablar de la comunicación verbal, pero también de esos mensajes sin palabras de la comunicación no verbal,  como los gestos, el lenguaje corporal o postura, la expresión facial, el contacto visual,  la ropa y el peinado. Hoy vamos a centrarnos en lo que trasmitimos a través de la vestimenta.

La ropa es un medio muy complejo a través del cual podemos transmitir sentimientos, actitudes, personalidad, secretos, historia y rasgos de una persona. De este modo, el lenguaje de la ropa se define como un sistema de signos con un “vocabulario” que incluye: prendas de vestir, peinados, complementos, joyas, maquillaje y adornos corporales.

El dicho “la primera impresión es la que cuenta” resulta acertado porque, por lo general, la primera impresión está ya formada a los tres o cuatro minutos de haber conocido a una persona, y esta opinión tiende a mantenerse estable a lo largo del tiempo y suele resultar difícil cambiarla.

La imagen que queramos dar puede depender de varios factores:

  • El acto o reunión en el que participemos.
  • La persona o colectivo con el que nos relacionemos.
  • Los objetivos que nos propongamos alcanzar en el misma.
  • Los valores personales que queramos trasmitir.

¿Complicado? En talleres de asesoría sobre vestuario, nos pueden formar para gestionar nuestra vestimenta, adaptándola a los objetivos que nos hayamos marcado para cada ocasión.

Si quieres ver nuestro catálogo de información sigue el siguiente link: Formación

 

0 comentarios

Dejar un comentario

¿Quieres unirte a la conversación?
Siéntete libre de contribuir

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *